lunes, 22 de octubre de 2012

Libertad para los 5


El 12 de Septiembre de 1998, Gerardo Hernández Nordelo, Antonio Guerrero, Ramón Labañino Salazar, Fernando Gonzalez Llort y René Gonzalez, conocidos como el “grupo de los 5, fueron detenidos en EEUU por agentes del FBI y acusados de cometer actos de espionaje, conspiración para cometer actos de espionaje y de ser agentes extranjeros.

Después de pasar por diversas instalaciones federales, fueron conducidos al Special House Unit (Unidad de Albergamiento Especial) conocida como el “hueco”. Una vez allí, fueron encerrados en unas celdas de aislamiento en las que pasaron 17 meses, a pesar de que la normativa estadounidense solo permite la reclusión en este tipo de celdas por un máximo de 60 días, previsto para casos graves como el de asesinato.

El juicio se realizó en la ciudad de Miami, cuna de la extrema derecha cubano-americana, completamente hostil para los acusados, violándose las quinta y sexta enmiendas de la Constitución de los EEUU, referentes al debido proceso y a un juicio rápido e imparcial.

Después de este juicio lleno de irregularidades y de manipulaciones impulsadas por presiones de grupos anticastristas en Miami,- como la vinculación sin pruebas y gratuitamente, de los 5 acusados en el derribo de dos avionetas sobre el espacio aéreo cubano en 1996, cuyos pilotos pertenecían al grupo terrorista “Hermanos al Rescate",- el 8 de junio de 2001 concluyó el juicio y los 5 cubanos fueron declarados culpables. 

A partir de ese momento, los 5 fueron trasladados por diversas prisiones y recluidos intermitentemente en el “hueco”. Posteriormente sus condenas fueron reafirmadas. Los 5, se encontraban realizando tareas de investigación en Miami sobre los diversos grupos terroristas anticubanos afincados allí con la benevolencia del Gobierno de EEUU, que incluso les permite entrenarse militarmente en campamentos militares.

Estos Grupos ( Alpha-66, PUND, FNCA, Omega-7 y Hermanos al Rescate), son los responsables de una larga lista de atentados terroristas cometidos desde el triunfo de la Revolución en 1959 hasta nuestros días. Uno de los más conocidos fue la colocación, el 6 de Octubre de 1976, de una bomba en el vuelo 455 de Cubana Aviación, que explosionó dejando 73 muertos. Este atentado fue perpetrado por Orlando Bosh, que además de terrorista contrarrevolucionario, estuvo relacionado con la Operación Condor. Ní él ni sus complices pagaron nunca por sus asesinatos.

Nos solidarizamos con los 5 camaradas cubanos y con sus familias, así como con el pueblo de Cuba y su Revolución.



René González: (Puesto en libertad el 11 de Mayo de 2013) Condenado a 15 años de prisión por el delito de ser agente extranjero no declarado. Estuvo recluido primero en la prisión de máxima seguridad de Loreto, Pennsylvania.

Gerardo Hernández Nordelo: Condenado a dos cadenas perpetuas y 15 años de prisión por los delitos de conspiración para cometer asesinato, conspiración para espiar, ser agente extranjero no declarado y falsa documentación. Actualmente se encuentra recluido en la prisión de alta seguridad de Lompoc, California.

Antonio Guerrero: Condenado a 21 años más 10 meses de prisión por los delitos de conspiración para cometer espionaje y ser agente extranjero no declarado. Recluido en la cárcel de máxima seguridad de Florence, Colorado.

Fernando González Llort: (Puesto en libertad el 27 de Febrero de 2014) Condenado a 17 y 9 meses de prisión por los delitos de ser agente extranjero no declarado y falsa documentación. Actualmente prisionero en la cárcel de máxima seguridad de Oxford, Wisconsin.

Ramón Labañino Salazar: Condenado a 30 años de cárcel por los delitos de ser agente extranjero no declarado y falsa documentación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada